CIRUGÍA DE COLUMNA

La cirugía de la columna consiste en llevar a cabo una cirugía con el fin de corregir posibles anomalías de carácter estructural. Las lesiones de la espalda y, más concretamente, las de la columna vertebral se han convertido en un problema que cada vez afecta a más personas. El paso de los años, los accidentes, los sobreesfuerzos y las malas posturas en el día a día son causas del problema.

¿Qué tipos existen?

Existen diversos tipos de cirugía de espalda:

– Disectomía: consiste en extraer la parte herniada del disco para acceder al nervio inflamado y aliviar su irritación.

– Laminectomía: se retira el hueso que cubre las vértebras y se agranda, para aliviar la presión originada en una estenosis.

– Fusión: la fusión espinal consiste principalmente en unir dos o más huesos de la columna. Con ello se puede aliviar el dolor dando estabilidad a una fractura o simplemente para eliminar el dolor que se inicia con el movimiento de las vértebras, que pueden degenerar o lesionar alguno de los discos vertebrales.

– Implante de disco: como alternativa a la fusión está el implante de un disco, aunque no se puede utilizar en todas las personas.

¿Por qué se realiza?

Se realiza cuando se presentan problemas como hernias discales, escoliosis, estenosis espinal, fracturas y tumores que no responden al tratamiento no quirúrgico. Es una opción de tratamiento para aliviar el dolor y mejorar la calidad de vida en pacientes con patologías graves de la columna vertebral.

Atención médica altamente capacitada, agenda tu cita.